La noche dejó de representar un reto técnico para los fotógrafos, y se ha convertido en un momento de gran expresión creativa. Los astros, las luces en movimiento o los recovecos de un callejón sombrío, son ocasiones para descubrir con la cámara universos que el ojo por si mismo no es capaz de ver.

Best World Bookamker williamhill.com reviewbbetting.co.uk